Taller de cantos de aves en Obón (Teruel)

Durante los días 3-5 de mayo impartí un taller de cantos de aves organizado por Ricardo Rodríguez en el pueblecito de Obón, Teruel. Nos alojamos en el Albergue la Marisinca, regentado por Rubén, un lugar precioso para perderse.

El taller comenzó el viernes por la tarde: ¿por qué nos cuesta tanto recordar los cantos de las aves? Escuchamos y analizamos algunos cantos sencillos, como el autillo, el carbonero común, el herrerillo común. Intentamos describir los tonos, las sílabas que se organizan en motivos y conforman las melodías, el timbre, el ritmo. Vimos todos estos elementos plasmados en una imagen, en un sonograma. Y a partir de ahí, el trabajo de crear la imagen del sonido nos fue ayudando en la escucha.

El sábado nos levantamos temprano y salimos a caminar. Primero por los huertos al lado del río. El sonido del agua a veces enmascaraba los cantos y resultaba difícil distinguirlos bien. Ricardo comentó que no recordaba haber visto bajar tanta agua, almenos desde hacía años. Seguimos el camino que remonta el río, a veces se separa de él, a veces se aleja. Y fuimos escuchando atentamente todos y cada uno de los cantos que nos llamaban la atención. Los cantos eran numerosos, realmente se podía hablar de explosión primaveral. El número de reuiseñores cantando fue espectacular, aparecieron también otras especies interesantes como el zarcero común, muy abundante también, o la curruca mirlona.

Por la tarde nos encerramos de nuevo en el albergue, para descubrir la estructura de los cantos de las especies escuchadas durante la mañana. Ver los sonogramas, interpretarlos, comprender lo que estamos escuchano…

El domingo, dia 5, nos habíamos sumado a la celebración del International Dawn Chorus Day: el día ionternacional del Concierto del alba. Es un fenómeno que se produce al amanecer en primavera, antes de que salga el sol y durante una hora, mas o menos, después de la salida. las aves cantan con una intensidad especial, un ave rompre el silencio de la noche y pronto se le suman otras, de diferentes especies, pero siguiendo un orden natural. Quisimos experimentar este despertar yendo a la estepa, cerca de Eljulve. Nos levantamos a las 5h y salimos rápidamente cargando ropa de abrigo. El camino para llegar al punto de escucha resultó algo más largo de lo previsto y cuando llegamos allí ya empezaba a clarear.

Al bajar del coche, nos vimos envueltos en una nube de sonido que formaban los cantos de numerosas alondras cantando. Posteriormente se añadieron otras aves, totovía, mirlo, curruca mirlona,  bisbita campestre… pero echamos en falta la presencia de otros aláudidos, terreras, cogujadas.

Fuimos a recuperar fuerzas a Esteruel y tras un buen desayuno nos dirigimos al río, otro paraje muy hermoso, donde pudimos “repasar” los cantos escuchados el día anterior y encontramos otras especies nuevas.

En total, mas de unas 30 especies escuchadas repetidamente y que espero ya formen parte de la memoria sonora de los asistentes.

Una grabación realizada al amanecer la podeis escuchar aquí.

LUGAR GRABACIÓN: Obón, Teruel. 3-5/05/2013